Arañando el azul cielo

con garras de tiempo

sobre nubes de recuerdos

que no se detienen nunca,

de rodillas en verde hierba

tratas de entender todo,

la brisa tiene algo que decir

y cierras los ojos ante ese grito.

Caliente dorado sol acaricia

con sabores de otra vida

sobreexcitados por el polvo

que arrastra cada palabra,

de espaldas al negro muro

tratas de vivirlo todo,

vapores de iones cargados

ahogan cada triste quejido.

Dulce incoloro olor a primavera

con visiones de otro lugar

renovados ante esa nueva luz

que empuja matices de color,

de pie ante tornasolado mundo

tratas de tomarlo todo,

la marea trae promesas

sin mojarte empiezas a nadar.